HOY ESTOY RARO

PALABRAS SUCIAS.

Archive for the ‘Literatura’ Category

De desamores, escobas y deshoras.

with 2 comments

“La lenta máquina del desamor, los engranajes del reflujo, los cuerpos que abandonan las almohadas, las sábanas, los besos, y de pie ante el espejo interrogándose cada uno a sí mismo, ya no mirándose entre ellos, ya no desnudos para el otro, ya no te amo, mi amor.”

Cortázar.

El que quiere más es el vulnerable y el otro maneja el poder. Las relaciones nunca son simètricas. Pero las cosas no llegan sino por mediación de la mente. Deformamos los objetos como un espejo cóncavo y nos faltan todos los medios para comprobar su exactitud.

Nunca pude barrer una escalera para arriba (como Cortázar) entre otras cosas porque nunca agarré una escoba.

 

Anuncios

Written by hoyestoyraro

febrero 16, 2009 at 8:04 pm

Publicado en Cortázar, Deseo, GAY, Hombres, Literatura

Mi amiga Mariana.

with one comment

Supe de Marguerite Yourcenar por primera vez a los 20 años.
Cursaba una materia cuatrimestral de mañana y en uno de los grupos había un docente que me encantaba. Era muy alto, de pelo castaño, largo, ondeado. Tenía unos 32 años y era levemente afectado. (amanerado) Me gustaba y no estaba en su grupo. Seguía su clase más que la mía y no sabía cómo hacer para pasarme.
Se me ocurrió que podía intentar hacerme amigo de alguno de ese grupo y usar ese argumento para pedir el cambio. Y eso hice. 🙂
Elegí una víctima. Comencé a observarla, a seguirla, sobre todo en el bar. Nunca estaba sola y no me animaba a interrumpir. Tenía que hacerlo de alguna manera y rápido. Una mañana la encontré en el colectivo. Venía de Olivos, donde vivía. La saludé por primera vez ahí, en el 28. Y así empezó una charla forzada que se transformaría en amistad hasta hoy.
Se llama Mariana y es hermosa: Pelo rubio enrulado hasta los hombros, delicada y de ascendencia noruega.
Su casa era enorme, a 3 cuadras de Av. Maipú sobre las barrancas. La había construido su abuelo, decía. Estudiábamos en un cuarto en el 1er piso. De ahí se veían los parques de las casas vecinas, todas con piletas, quinchos, muchos árboles y el río de fondo.
De a poco fue creciendo nuestra amistad. Nos inscribimos en adelante en varias materias juntos. Pasábamos mucho tiempo en Olivos, en la facultad y con sus amigos.
Su novio era un bombonete increíble de pelo corto rebajado en las sienes y nuca, algo de jopo, nariz aguileña. Estudiaba para milico y se llevaba mejor con los padres que con ella. Tenía un acento medio autoritario y nunca simpatizamos. Su madre es enorme, tipo tirolesa y por las mañanas cantaba mientras cambiaba las toallas y sábanas de toda la casa. ¡A diario! Su padre tenía un negocio de ropa. No lo veía mucho y a su hermano nunca. Pasaba muchos días en su casa, sobre todo en fechas previas a las entregas y así llegué a conocer bien a su familia.

¡Pude pasarme de grupo…! y con Mariana de compañera.
Esa mañana el tipo empezó la clase hablando de Opus Nigrum, de Yourcenar y así comenzaba esta historia…

Preguntaba todo cuanto podía en el esfuerzo de acercarme, con cuidado de no quedar como un imbécil. Mariana no percibía la estrategia.
Empecé a quedarme después de hora y ella conmigo, dicíendome que no era necesario. Insistía. Tuve que contarle: -Mirá, Mariana, El tema es así…. (Tarde o temprano iba a tener que decírselo)
Se rio. Le dio risa. Se reía de mi o de la historia, no sé.
A ella todo le chupaba un huevo. Vivía en una caja de cristal y la vida le sonreía. Tiene un pequeño problema: tiende a objetizar a la gente y eso hizo conmigo. Me adoptó y pasé a ser un muñeco lindo… Pero es así naturalmente, lo hace sin darse cuenta.

Mariana es dulce, simpática, metida, casamentera y nada le da vergüenza. Una vez organizó una fiesta en su casa. Muchos amigos suyos, algunos míos, otros de su novio…y el docente en cuestión incluído y acompañado. Me quise morir. No sabía qué hacía ahí. Lo había invitado ella sin avisarme y se encargó también de hacerle saber que soy gay. (como si no se hubiera dado cuenta solo)
¡Una maestra!.
El docente resultó estar en pareja con otro docente nuestro de otra materia (todos putos en esa facultad)

De todas maneras…pasaron las cosas que tenían que pasar. Terminamos esa materia. Nos recibimos, seguimos siendo amigos y aún hoy nos reímos cuando nos acordamos de esta historia.
Y como todos ustedes saben, las pijas pasan… los amigos quedan.

Objetizame Mariana.

¡Me encantás!  🙂

 

 

Written by hoyestoyraro

febrero 8, 2009 at 3:52 pm

Cada persona…

leave a comment »

“Cada persona que pasa por nuestra vida es única. Siempre deja un poco de sí y se lleva un poco de nosotros. Habrá los que se llevarán mucho, pero no habrá de los que no nos dejarán nada. Esta es la prueba evidente de que dos almas no se encuentran por casualidad.”
Borges.

Written by hoyestoyraro

febrero 5, 2009 at 12:36 am

Publicado en Borges, Deseo, Libros, Literatura, RARO

La estrella de la guarda.

leave a comment »

“Yo había farfullado a regañadientes no sé qué sobre el tiempo que corre, y que aquel trabajo en el extranjero era sólo temporal; y sin embargo no había dicho nada acerca de la turbia sensación que tenía de haber traspasado ya la última frontera de la juventud cuando miraba, a pesar mío, a los verdaderamente jóvenes con una mezcla de avidez y rencor”

La estrella de la guarda/Allan Hollinghurst.

¡Me gusta como escribe!

Written by hoyestoyraro

octubre 18, 2008 at 2:26 am

Publicado en GAY, Libros, Literatura, Sexo

Sin dudas.

leave a comment »

Sábado. Casi media noche: Una manzana, cigarrillos, lluvia, marihuana, ansiedad, “La cifra impar” sin sonido en la tele, Sabato o Borges?
El pesimismo de Sabato, sin dudas.

Written by hoyestoyraro

octubre 12, 2008 at 10:15 pm

¿Yo dual?

leave a comment »

A mi no me angustia ni no saber para qué estoy en el mundo….aunque esto te va a ayudar.
Deleitate con este fragmento, q a mi me encanta y si te gusta te paso algunos de Camus, Sartre y Beauvoir.
Si prometés no suicidarte, claro.

Mientras que el hombre, al levantarse sobre las dos patas traseras y al convertir en un hacha la primera piedra filosa, instituyó las bases de su grandeza pero también los orígenes de su angustia; porque con sus manos y con los instrumentos hechos con sus manos iba a erigir esa construcción tan potente y extraña que se llama cultura e iba a iniciar así su gran desgarramiento, ya que habrá dejado de ser un simple animal pero no habrá llegado a ser el dios que su espíritu le sugiera. Será ese ser dual y desgraciado que se mueve y vive entre la tierra de los animales y el cielo de sus dioses, que habrá perdido el paraíso terrenal de su inocencia y no habrá ganado el paraíso celeste de su redención. Ese ser dolorido y enfermo del espíritu que se preguntará, por primera vez, sobre el por qué de su existencia.”
(Sobre héroes y tumbas)

Somos contingencia pura, mi querido, y si no sabés qué pito tocar…empezá por el primero que encuentres.

Written by hoyestoyraro

octubre 12, 2008 at 10:11 pm

La ignominia al límite y el perfume de Fox.

leave a comment »

Mirá, no me apures, ¿si? Dame tiempo…Es mi primera nota, esperá que se me ocurra algo….mientras tanto pedí un Gancia. O leete Amor líquido, o El perfume o Sobre el amor y la muerte. Hablando de Süskind…cómo puede ser un libro tan bueno y el siguiente tan malo. ¿La pegó con el primero o la cagó con el segundo? O las dos cosas, o no entendí el último, andásaber. ¡Qué me importa!
Seguí con La frontera de Cristal, de Carlos Fuentes: son cuentos que se suceden en la frontera…de la ignominia como diría Fox; uno es sobre dos putos que empiezan la universidad en Estados Unidos, el uno mexicano, el otro norteamericano… Y la verdad…tengo q admitir que me gustó, sí, aunque lo haya escrito Fuentes. Cómo te puede gustar algo de alguien que escribe en un diario americano? Sí, soy prejuicioso, no me jodas.
De Fuentes sólo había leído Terra Nostra, libro que generosamente me mandó mi amigo Enrique desde el D.F. hace ya como 5 años o más. Acá no se reedita desde 1975 y no sueñes que te lo voy a prestar.
Y por último, agarrá (y leelo) El psicoanalista, que pinta bien. Todos éstos los compré en México, en un choping de la Colonia de Santa Fe, en el DF, un mediodía esperando que Enrique me pasara a buscar para almorzar; el punto de encuentro era ZARA; ahí estuve puntualmente a la hora señalada…no fuera cosa que me perdiese en esa ciudad…Enrique no llegaba, llevaba ya más de media hora de retraso cuando me llamó increpándome:
-¿Qué dónde estás, se puede saber?
-En la puerta de Zara, como dijimos. dije.
-Pues YO estoy en la puerta de Zara y no te veo acá… Y lo veo asomándose desde arriba, riéndose a más no poder, gritando desde otro piso que el punto de encuentro era en Zara hombres…y no Zara mujer. Todavía debe estar riéndose, pero en fin, ésta es ya otra anécdota.
El punto acá es que fui a esa librería por literatura mexicana y compré todo europeo, excepto el de Fuentes, q te recomiendo.

Written by hoyestoyraro

octubre 12, 2008 at 7:57 pm

Publicado en GAY, Literatura, Vida